Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), una persona no necesita más de 100 litros de agua por día para satisfacer sus necesidades de bebida, aseo y limpieza del hogar. Sin embargo, cada día consumimos mucha más agua en cada una de nuestras actividades, y otra cantidad muy importante es derrochada a través de canillas mal cerradas o rotas.

Una canilla que gotea puede perder hasta 80 litros de agua en un día. Y si esa canilla pierde un hilo de agua, el derroche es de hasta 300 litros diarios.

¿Qué se puede hacer con 80 litros de agua?

• Un lavado de ropa con programa corto en lavarropas.

• Tres lavados de platos de una familia de cuatro personas (usando tapón en la pileta, y no con canilla abierta).

• Una ducha de siete minutos.

• Cuatro descargas de inodoro.

• Un lavado de auto que emplee ocho baldes.

• Una regada de siete minutos en el jardín.

Si con 80 litros de agua se pueden hacer tantas actividades cotidianas, ¿te imaginás todo lo que podrías hacer con 300 litros?

 

Fuente: La Voz

A %d blogueros les gusta esto: