Tras un pedido del municipio, la Agencia de Administración de Bienes del Estado (AABE) dictó una resolución por la que el predio de casi 22 hectáreas ubicado en Panamericana y Drago, se destinará en un 100% a espacio verde.

La normativa establece que el destino incluye el desarrollo de un parque público gratuito y porciones del predio destinadas a otros usos complementarios como actividades deportivas, recreativas y culturales para la comunidad. La reglamentación expresa, además, que se protegerán las especies arbóreas existentes y el valor ambiental urbanístico del predio.

“Estamos muy contentos porque queríamos que este predio pasara a manos del municipio que dispondrá del espacio para que sea un gran parque público, verde, y el más grande de todo San Isidro, tal cual querían los vecinos”, celebró el intendente Gustavo Posse.

A %d blogueros les gusta esto: