Kimberley Herrera, de 10 años, hace una barrida en la mitad de la cancha, desde su silla de ruedas, empujada por Camila Lorenzo. Estamos en la colonia de verano del campo de deportes n. 1 del Centro Municipal de Actividades Especiales (CeMAE) durante una clínica de hockey integrador, donde se entrenan para los partidos.

“La idea de esta actividad es que las chicas compartan y el mensaje es que la sociedad entienda que somos todos iguales”, resumió Juan Lete, coordinador del CeMAE.

“Me parece muy divertida esta actividad porque me encanta el hockey. Después nos vamos a la pileta y luego comemos todos juntos. La paso genial en la colonia”, contó Kimberley. A su lado, Camila, de la colonia del Campo Nº1, sumó: “Esta iniciativa es muy piola porque demuestra que todos podemos hacer todo, no hay que dejar a nadie afuera porque todos somos capaces de todo”.

Anabela Faría, de 18, del CeMAE, agregó: “Desde chica que juego a este deporte. Es mi pasión”.

Dirigió la clínica la profesora de Educación Física Maria Florencia Fortelli. “Esto es integración a través del hockey. Enseñamos diferentes recursos para que puedan jugar este deporte, son clases de técnica sobre cómo agarrar el palo, medidas de seguridad, conducción y habilidades. En poco tiempo jugaremos partidos”, remató Fortelli.

A %d blogueros les gusta esto: